¿Cómo funcionana?

Share Button

¿COMO FUNCIONAN LAS FLORES DE BACH?

Como en el resto de las terapias naturales, el tratamiento se centra en el individuo en si, trabajando con el bagaje de emociones de la persona, que es lo que en realidad determina su respuesta ante la enfermedad.
Las flores de Bach no suprimen las emociones, sino modifican las negativas y las transforman en actitudes positivas. Por ejemplo imaginémonos un problema de salud, en este caso una artritis, hay personas que se enfadarán, otras se resignarán, otras se impacientarán por el periodo de recuperación, esta terapia floral se adecuará a cada individuo.
Este concepto difiere esencialmente de la medicina clásica donde se trataría la artritis de la misma manera, sin adecuar el tratamiento a las características propias de cada individuo.

Si bien es raro que las Flores de Bach sean utilizadas para los síntomas físicos, es posible que a través de su uso el cuerpo vaya a curarse a sí mismo de los síntomas y que el paciente llegue a un estado mental equilibrado. Las Esencias Florales de Bach ayuda en el cambio de las emociones negativas y la eliminación de los rasgos o actitudes defectuosas de una manera tal que conducen a la paz de la mente y la satisfacción del paciente.
Pueden ayudar a lidiar con el estrés, la ansiedad, la depresión, la ira, el miedo, la culpa, la preocupación, y muchos otros sentimientos perturbadores. Las esencias pueden ayudarnos a mejorar nuestro estado emocional y mental, equilibrando así el cuerpo y la mente.

Las flores de Bach rearmonizan los puntos donde la energía vital fluye por conductos equivocados o en su defecto, subsana bloqueos energéticos originados por ese desajuste entre nuestra propia esencia interior y la manera en la que vivimos.

Para Bach la curación precisa de un cambio de orientación en la vida, vivir conforme nuestro propio yo interno, provocando el resurgir de la felicidad y la paz del alma.

Las flores también son particularmente útiles en épocas donde la enfermedad está ausente pero estamos inmersos en emociones negativas ya sea por crisis familiares, laborales…

Las flores de Bach en ningún caso pretenden sustituir a los tratamientos médicos, son totalmente compatibles con ellos, ante la persistencia de síntomas se aconseja consultar con un especialista.